Maltrato animal en granjas de pollos de Alemania

Alemania

Igualdad Animal ha publicado una investigación que revela el maltrato al que someten a los animales en dos granjas de pollos que suministran a los dos mayores productores de carne de pollo den Alemania, situadas en Lower Saxony. Estas granjas crían pollos para los dos líderes del mercado alemán, Wiesenhof y Rothkötter, que también exportan a España.

Casi el 100% de los pollos en Alemania provienen de la ganadería industrial. En las dos granjas investigadas por Igualdad Animal, viven más de 200.000 animales actualmente: 129.500 en Wiesenhof y 72.200 en Rothkötter.

Decenas de animales muertos y moribundos son retirados de las instalaciones a diario.
Se ha documentado cómo en sus prácticas diarias los trabajadores aplastan a los más débiles o lastimados contra cubos y comederos, intentando matarlos. No siempre mueren en el proceso.

Como muestra la investigación, los pollitos heridos son desechados aún con vida. Mueren asfixiados o aplastados, bajo el peso de otros animales muertos y malheridos.

El maltrato también se da en el transporte de animales, donde son pateados y arrojados violentamente dentro de los transportines.

«El maltrato animal es inherente a la ganadería industrial. Los animales están completamente desprotegidos en una industria que los trata como mercancía de la que obtener el máximo beneficio económico», indicó Ria Rehberg, codirectora de Igualdad Animal en Alemania.

Igualdad Animal ha solicitado a las autoridades llevar ante la justicia a las personas que han sido filmadas como responsables de este abuso animal.