Documentamos las crueles prácticas de la industria láctea denunciadas por Joaquin Phoenix

Igualdad Animal ha documentado en sus investigaciones alrededor del mundo las prácticas habituales de la industria láctea que Joaquin Phoenix denunciaba en la gala de los Oscar; «Muchos de nosotros somos culpables de una visión egocéntrica del mundo, y creemos que somos el centro del universo. Entramos en el mundo natural y lo saqueamos por sus recursos. Nos sentimos con derecho a inseminar artificialmente una vaca y robar a su bebé, aunque sus gritos de angustia sean inconfundibles ».

Las investigaciones llevadas a cabo por Igualdad Animal en España, Reino Unido, México o Estados Unidos muestran cómo las vacas son sometidas a un ciclo cruel de partos y separaciones de sus crías de forma sistemática hasta que desciende su producción de leche y son enviadas al matadero. 

Las vacas no producen leche de forma natural

Al igual que los humanos, las vacas solo producen leche tras el parto para alimentar a su cría. Una realidad que puede resultar desconocida y sorprendente para gran parte de las personas que han asumido que las vacas producen leche de forma natural y que ordeñarlas es una práctica inofensiva.

El proceso de partos y separaciones para obtener leche

A partir de los 15 o 16 meses de vida, las vacas son inseminadas artificialmente. Una vez que se produce el nacimiento, la cría es separada de la madre dentro de las primeras 36 horas de vida. Con esta práctica se evita que el ternero beba la leche y poder comercializarla. Esta separación es traumática tanto para la vaca como para el ternero o ternera. 

Al igual que en el resto de los mamíferos, está demostrado científicamente que el vínculo que existe entre la madre y la cría es muy fuerte y que las vacas tienen un gran instinto maternal. Algo que confirman los propios ganaderos, ya que una vaca puede pasar días mugiendo e intentando encontrar a su cría.    

Una vaca pasará por este doloroso proceso cada año de su vida adulta; la leche que producirá para su ternero será recogida para venderse. Cuando descienda su producción de leche, será enviada al matadero.

Tras ser separados de sus madres, los terneros pasan la mayor parte de su vida aislados en pequeños cubículos y siendo alimentados mayormente con pienso. Mientras, la industria lechera comercializará la leche de su madre que era para ellos.

Los terneros machos son considerados subproductos y enviados al matadero o a cebaderos para que engorden y ser sacrificados como carne de ternera meses más tarde. En el caso de ser hembras serán usadas por la industria láctea al igual que sus madres en un ciclo de inseminaciones, embarazos, partos y separaciones. 

En España el consumo de leche ha caído un 20% desde el año 2000

En España la mayor sensibilidad de los consumidores con el bienestar animal crece cada año. El consumo de leche lleva cayendo muchos años en nuestro país. En 2017 se consumieron 3,1 millones de toneladas frente a los 3,7 millones de toneladas de 2010. Esta caída del 9,6%, llega al 20% si se compara con el año 2000 según los datos del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación.  

¡En la gala de los Oscar Joaquin Phoenix logró que los mugidos de angustia de las vacas fueran, por fin, escuchados! 

¿Nos ayudas a seguir trabajando por ellos? Hazte socio de Igualdad Animal