Un matadero de perros y treinta y tres comercios de perros y gatos y en China son cerrados tras la investigación de Igualdad Animal

China, Nanhai - Foshan > Guangdong

Un total de 33 puestos de venta de carne de perro y gato pertenecientes a los “Mercados de los Tres Pájaros de Dali” y un matadero de perros, todos en Nanhai – Foshan (provincia de Guangdong), han sido cerrados por las autoridades chinas desde la presentación de la investigación de Igualdad Animal sobre dichos establecimientos y gracias a la colaboración del Centro de Voluntarios de Guangzhou.

Las imágenes obtenidas por los investigadores de Igualdad Animal han sido utilizadas por defensores de los animales chinos del Centro de Voluntarios de Guanzhou para denunciar ante las autoridades el comercio ilegal de los puestos que, además, incumplian medidas biosanitarias y carecían de certificados del origen y vacunas de los perros, dado que la mayoría de estos animales proceden de la calle o son robados por traficantes de perros que llegan a asaltar los hogares de familias en busca de estos canes. Durante la redada, la policía ha incautado más de 600 perros y gatos.

Las autoridades de Nanhai también han clausurado un matadero clandestino de perros situado en las cercanías del mercado que era utilizado por los comerciantes para proveer a los restaurantes de la zona. Durante la intervención policial se encontraron más de cien perros enjaulados en el interior del matadero, muchos de ellos heridos y deshidratados, así como varios perros ya muertos.

 

Dado que la cría, comercio y matanza de perros para consumo no está explícitamente prohibida en China por el momento, la sentencia de cierre de estos establecimientos se ha basado principalmente en una cuestión de seguridad alimentaria: los propietarios no contaban con el certificado de origen y vacunas de cada perro.

Hasta que el Gobierno chino prohíba definitivamente el comercio de carne de perro y gato en el país, el cierre de los mercados, restaurantes y mataderos puede promoverse en base al incumplimiento de las leyes biosanitarias, de comercio y fiscales, ya que prácticamente todos los negocios de este tipo incumplen la normativa.

 

Generalmente cada comerciante tiene un solo certificado —a veces incluso falsificado— por cada camión de perros, en lugar de uno por cada perro. Dado que una gran cantidad de los perros enviados a los mataderos proceden de la calle o de familias de las que han sido separados, los vendedores no tienen posibilidad alguna de tener certificados de ellos.

 

 

 

Afíliate a Igualdad Animal ahora

Somos una organización no lucrativa y nuestra financiación proviene únicamente de los afiliados y simpatizantes que nos apoyan económicamente.

Nuestra actividad en defensa de los animales supone una gran cantidad de gastos: material informativo, equipos de video, desplazamientos, gastos de oficina...

Afiliándote ahora nos estarás ayudándonos a seguir luchando por los animales.

Rellena el siguiente formulario y forma parte de Igualdad Animal.

(*) Campos obligatorios.

 

Datos personales

Nombre (*)

Apellidos (*)

Fecha de nacimiento (*)

(Si eres menor de 18 años, debes enviarnos esta autorización de tus padres o tutores legales)

Datos de contacto

Dirección (*)

Código postal (*)

Localidad (*)

Provincia (*)

País (*)

Teléfono

Teléfono móvil

Correo electrónico (*)

Correo alternativo

Cuota de colaboracion

6€ / mes
12€ / mes
18€ / mes
25€ / mes

Otro importe:

euros / mes
(Recuerda que la cuota mínima es de 6 Euros)

Forma de pago

Número de cuenta donde deseo domiciliar los recibos:

Entidad (*)

Oficina (*)

Dígito de control (*)

Nº de cuenta (*)

Introduce el DNI

Acepto que se me envíe por correo electrónico cualquier tipo de información relacionada con la defensa de los animales a través de Igualdad Animal.

He leído, entendido y aceptado la Política de privacidad

 

 

Firmando nuestra petición estarás haciendo llegar a los responsables del Gobierno chino tu rechazo al consumo de carne y piel de perros y gatos. Es necesario que sumes tu firma al de las miles de personas que se han unido a esta campaña para que esta práctica pase a ser, de una vez por todas, parte del pasado.

 

 


Fuentes: