Un niño de 12 años fundador de Lobby for Animals: El Mozart de los Derechos Animales

, Florida

Entrevista realizada por Gary Smith, de The Thinking Vegan, a Thomas Ponce.

Cuando supe sobre Thomas Ponce me quedé asombrado. ¿Me hablas de un niño de 12 años que ha comenzado su propio grupo de presión? ¿Que además es el coordinador regional de Fin Free Florida? No puedo acordarme de lo que yo hacía cuando tenía 12 años pero seguro que no estaba intentando hacer del mundo un lugar mejor para los animales. Cuando conocí a Thomas, me quedé impresionado por su inteligencia, su compasión y su punto estratégico sobre los derechos animales. Es el Mozart del movimiento de derechos animales. Estoy seguro que también quedaréis impresionados por Thomas.

Thomas

 

 

Empecemos con tu viaje al vegetarianismo y luego al veganismo. ¿Eras el único vegetariano de tu familia y de tu entorno en aquella época? ¿Qué opinaban tus compañeros acerca del veganismo?
 

Decidí hacerme vegetariano cuando tenía 4 años y después vegano a los 9 o 10 y sí, era el único vegetariano que conocía. Mis padres todavía no se habían comprometido ni habían expresado ningún deseo por hacerlo (aún). Siempre me inculcaron el amor por los animales. Crecí con dos gatos, Harley y Shadow, y más tarde con Figaro y mi interesante perra Flower. Para mí, comer un pollo o una vaca o cualquier otro animal era como comerme a cualquiera de ellos y ese pensamiento me horrorizaba. A medida que iba sabiendo más acerca de las granjas industriales o la experimentación animal y los demás horrores que sufren cada día los animales, enseñaba a mi madre las cosas que había aprendido y poco a poco me acompañaba. Cuando mi madre se hizo vegana, mi padre tuvo que unirse a nosotros un poco a la fuerza ya que mi madre es quien cocina. Estoy orgulloso de decir que ambos son veganos. Esto no quiere decir que alguna vez no hayan patinado pero son humanos y les perdono.
 

En cuanto a mis compañeros y el veganismo, no lo pillan. La mayoría respeta mis opiniones y no comentan nada pero luego están los que  sienten la necesidad de desafiar mis decisiones normalmente con comentarios desagradables y suposiciones groseras. Sienten la necesidad de intentar imponer su modo de vida y sus creencias en mí. Principalmente, quieren discutir sobre por qué no como carne. Me dicen aquello de “Dios nos dio a los animales para comer”, “morirás sin la proteína de la carne”, la típica frase absurda “los animales se crían para eso” etc… ¿Es frustrante? Por supuesto. ¿Me desanima? Jamás. Soy diferente y creo fuertemente en lo que estoy haciendo y ninguna cantidad de palabras conseguirá que deje mis creencias.
 

Debatiré sobre lo que es ser vegano con quien quiera realmente aprender sobre ello, pero aquellos que sólo quieren discutir no merecen la pena. Normalmente, a los pocos minutos de una conversación ya sé si la persona a la que estoy hablando está realmente escuchando o no, y a partir de entonces tomo mi decisión. Solía discutir sobre ello y me frustraba mucho pero he aprendido de mis errores. Algunas personas simplemente no están listas para aprender y abrirse a la verdad, y con ellas no pierdo el tiempo. ¿Continuaré intentado concienciar? Por supuesto, pero nunca más me permitiré a mí mismo calentarme o molestarme por su culpa, expongo mis puntos y luego continuo. No tiene sentido hablar a una pared y a veces te tienes que dar cuenta que hablar con algunos es lo mismo que hablar con la pared. A la gente así, que intenta intimidar y humillar a alguien que no piensa o siente de la misma forma que ellos, y no me estoy refiriendo sólo al hecho de ser vegano, son como hablar con la pared. La gente que trata a otros de esta manera siempre encontrarán algo para meterse con otros, ya sea por ser vegano o vestirse de cierta o forma o tener una apariencia determinada o creencias diferentes a las que ellos tienen. Este tipo de personas son con las que no malgasto mi tiempo.

 

Es una sensación increíble saber que estas haciendo la diferencia y ayudando a los que no pueden ayudarse a ellos mismos, y estos intimidadores nunca podrán experimentar esa sensación. Así que para contestar a tu pregunta sobre cómo ven mis colegas el veganismo, no importa lo que opinen, lo que importa es que yo sé que estoy haciendo lo correcto para mí, mi mundo y todos sus habitantes. Si puedo educar a aquellos que me rodean, estupendo, pero si no, sé que estoy siendo de la mejor manera que puedo, que eso es lo que importa. Todo el mundo tiene derecho a dar su opinión, todos lo tenemos. La diferencia es que algunas opiniones se basan en la investigación y los hechos y algunas están basadas en una idea equivocada y en la ignorancia. Yo me quedo con mi forma de pensar. Funciona para mí.
 

También has sido un defensor de los animales desde los cuatro años. Háblanos sobre tu primer activismo y sobre como comenzaste un grupo de derechos animales en cuarto grado.
 

Tendría que decir que mi primer paso hacia la defensa de los animales se remonta a tu primera pregunta sobre hacerme vegetariano. En cuanto até cabos y supe de donde procedía la comida, supe que no podía comerla más. No podía entender cómo se podía comer a un ser vivo. Creo que esa percepción me hizo comenzar a cuestionarme más cosas, como por qué comemos animales, como les matan, etc. Recuerdo ver un programa llamado Zoboomafoo en tv y en el ordenador y siempre me fascinaban todos los animales, verles tan listos y bonitos. Empecé a ver programas en Animal Planet y National Geographic, y conocí la caza furtiva. Ese año en el jardín de infancia entré en el Programa Reflexiones en la escuela. El tópico era “wow”. Tenía que crear un ensayo o manualidad que nuestra opinión nos llevara a decir wow. Hice un collage de tigres y leopardos vivos y al lado de ellos puse fotos de ellos despellejados por cazadores furtivos. La explicación de mi proyecto era “ Esto me hace dicir Wow! No puedo entender lo que la gente hace a estos animales preciosos, es cruel y está mal! Qué nos han hecho ellos para merecer tal trato y tortura?” Fui el ganador de mi curso y mi proyecto fue a competir en el municipio. Mis profesores siempre apoyaban mi pasión.
 

Cuando empecé a usar el ordenador más, conocí PETA y pensé que lo que estaban haciendo era increíble y quería ayudarles. I put together a dog wash in my complex and sold dog treats and dog washes to my neighbors (Monté a la vez un lavado de perros en mi bloque de apartamentos y venta de delicias para perros y lavado de perros en mi vecindario). Coloqué una mesa con información que obtuve de PETA, recogí firmas e informé a todo aquel que se acercaba sobre ser vegetariano y sobre la crueldad hacia los animales. Recaudé más de 600 dólares y se los doné a PETA y a un grupo de rescate local. Me sentía genial! Mis siguientes pasos en la defensa de los animales llegaron cuando supe acerca de actos y manifestaciones. Me enteré de eventos que se iban a realizar en mi zona, protestas contra los animales utilizados para entretenimiento como Ringling Bros., Sea World, etc. Pregunté a mis padres si podía asistir y mi padre empezó a llevarme. Realmente me encantaba la sensación de difundir al mundo cómo se trataba a los animales. Todo empezó a progresar desde entonces. Continué participando en concursos en el colegio, siempre escribiendo sobre temas relacionados con los derechos animales y siempre intentando competir en el municipio, continué asistiendo a protestas y empecé en la andadura de PETA como recaudador de fondos y coordinador de mi área. Hablaría a todo aquel que quisiera escuchar (y algunos que realmente no querían) sobre la crueldad hacia los animales y de qué forma podríamos pararla.
 

Cuando estaba en cuarto grado pregunté a mi profesora Mrs. Rivera si podía empezar un grupo de derechos animales en el colegio. Me dijo que el colegio no tenía clubs en ese momento pero que me animaba a empezar algo durante el tiempo libre de clases, recreos o durante la hora de la comida. Conseguí que algunos chicos se inscribieran y repartí libros y folletos de PETA para colorear, compartí libros que tenía sobre cómo vivir de una forma libre de crueldad y repartí peticiones que imprimí online sobre varios temas. El club duró todo el año pero con muy pocos miembros. Los chicos que me rodeaban no estaban interesados en saber cómo hacer cambios en sus vidas para luchar contra el sufrimiento animal. La mayoría de ellos tenían la mentalidad de que los animales habían sido puestos en la tierra para que nosotros los comiéramos. Sus padres se lo habían introducido en sus cabezas y verdaderamente no estaban abiertos a escuchar nada diferente. Me di cuenta que cuando hablaba sobre un precioso y adorable gatito o cachorrito me prestaban atención pero cuando se trataba de pollos o vacas, los perdía. No se daban cuenta de que era lo mismo. Matar es matar sin importar la especie.

 

Hice una presentación para mi director ese año sobre cómo empezar un club de derechos animales en secundaria y fue aprobado así que con suerte se llevaría a efecto al año siguiente. Planifiqué dirigirlo sobre asuntos de derechos animales, desde vivisección a granjas industriales, animales para el entretenimiento así como para ejercer presión y aprender sobre las distintas formas de ayudar para luchar por los derechos animales. Mi club se llamaría Harley’s Home (en honor de mi recientemente fallecido amigo de cuatro patas Harley).  Va a ser una sister site de Lobby for Animals y hablaremos sobre todas las facetas de crueldad hacia los animales. Trabajaremos en grupos de presión, asistiremos a protestas, peticiones por escrito, vivir un modo de vida vegano, etc… Espero que vengan a dar charlas a mi colegio sobre estos asuntos compartiré libros y documentales como Sharkwater. Espero tener un mayor número de gente que en mi grupo previo de cuarto grado. La escuela secundaria tiene mayor audiencia de distintas edades y espero que algunos de ellos estén más abiertos a escuchar acerca de estos temas.

 

Por favor cuéntanos sobre Lobby for Animals. ¿Por qué empezaste la organización? ¿Qué necesidad viste que no la llenaba la comunidad de derechos animales?
 

Fundé Lobby for Animals porque soy un apasionado de los derechos animales y sentía que se necesitaba hacer más para cambiar las leyes. Cuando empecé con mi defensa por los animales hablaba con cualquiera que quisiera escuchar, en cualquier lugar que estuviese. Iba a protestas, firmaba peticiones, etc. Lo que me seguía obsesionando era la sensación que había que hacer más. Seguía diciendo a mi madre que las leyes tenían que cambiar en cómo son tratados los animales y como se castigaba a los maltratadores. Sentía esto en mi corazón pero no sabía cómo conseguir que se dieran estos cambios. Cuando acudí al Congreso Nacional de Derechos Animales en 2012 conocí a Jessica Strof, una defensora de derechos animales de Nueva York. Hice una pregunta en una de las conferencias y después se me acercó y me dijo que estaba impresionada por la forma que había hablado  y comenzamos a charlar. La conté que quería ser defensor de los derechos animales cuando creciera. Intercambiamos números de teléfono y nos hicimos amigos por teléfono. Descubrí que estaba reuniendo un comité de presión para el congreso del año siguiente y me dijo que si estaba interesado en saber cómo ejercer presión. Le dije que por supuesto y comenzamos las conferencias y la formación. Era como si una bombilla se hubiera encendido en mi cerebro. Esto era lo que faltaba. Tener la oportunidad de dirigir propuestas de leyes antes de que fueran aprobadas era tan crucial para conseguir el cambio. Hablar a los legisladores que aprueban o rechazan las leyes era la respuesta. Comencé a trabajar en un folleto para el comité y se lo envié a Jessica. Le encantó y se impresionó por mis conocimientos en informática. Me preguntó si quería encargarme de un dominio que había comprado con el que no había hecho nada. Me dijo que en principio lo iba a utilizar para el comité pero que nunca lo hizo y que podía hacer lo que quisiera con él.
 

La misión de Lobby for Animals es llegar a todos aquellos que se han comprometido a hablar por los animales y animar a todos los activistas de derechos animales en todas sus andaduras para unirse a nuestra campaña para poner fin a la crueldad animal de una vez con un proyecto de ley. Lobby for Animals ofrece videos de formación sobre cómo hablar con tus legisladores, videos de observación de llamadas reales a legisladores así como formatos para usar en cartas, instrucciones de cómo empezar, a quién y cómo contactar y consejos específicos de cómo maximizar los esfuerzos para ejercer presión. Sabía que quería colgar videos de formación en la web porque sentía que si hablaba a la gente sobre lo fácil que es ejercer presión sería más efectivo que si se leía acerca de ello. También sabía que quería tener una sección para que la gente accediera directamente a sus representantes. Todo lo demás me ha ido llegando a medida que construía la web.
 

En cuanto a la necesidad, nosotros como defensores de los animales necesitamos que nuestras voces sean escuchadas en el área legislativa. Somos muchos ahí fuera apasionados sobre los derechos animales y traer cambios, y si cada persona que asistiera a una protesta o firmara una petición online se tomara el mismo tiempo en contactar con su legislador, creo que conseguiríamos el impacto!. Es una llamada de teléfono o una carta. Pasamos horas en protestas concienciando acerca de nuestras causas. ¿Qué suponen 10-15 minutos de escribir una carta, un email o hacer una llamada? Si estamos en una protesta o firmando la petición ya hemos estudiado la causa y sabemos que queremos apoyarla, sólo hay que tomar esa información que hemos aprendido y llevarla al siguiente nivel: contactar con nuestro legislador y hablarle de ella. Las leyes tienen que ser cambiadas si queremos ganar esta batalla. Necesitamos tener legisladores que quieran proponer leyes y aprobar leyes que necesitamos ver aprobadas y la única forma de que ocurran estas cosas es que nosotros como defensores de los animales nos metamos en política.

 

¿Cuáles son tus planes para Lobby for Animals? ¿Qué verá la gente en el futuro?

 

Mis planes para la organización son simples. Quiero llegar a la mayor cantidad de personas que pueda y conseguir que más gente esté más políticamente activa para asuntos de derechos animales (lo cual son también asuntos medioambientales, libertades civiles ya que todos están conectados). Me gustaría establecer una lista de suscriptores y algún tipo de sistema de alerta para que cuando se introdujera una nueva legislación referente a los derechos animales, se publicara una alerta a mis suscriptores para que tomaran la acción necesaria. Tengo programado hacer muchos más videos de formación sobre como asistir a encuentros en ciudades y comités delegados. También publicaré plantillas para escribir a vuestros representantes. A la larga me gustaría poder empezar a ir a los colegios y hablar a los estudiantes desde la escuela elemental al instituto sobre la importancia de ejercer presión y proteger los derechos de los animales., vivir un estilo de vida libre de crueldad, así como proteger nuestro derecho a la libertad de expresión. Realmente creo que si aprendemos desde pequeños sobre otras alternativas compasivas y que aunque seamos jóvenes podemos tener voz se aceptará menos la crueldad en este mundo.

 

Se necesita empezar con nosotros los niños, porque sin ánimo de ofender la mayoría de los adultos tienen sus caminos muy establecidos. Si desde niños sabemos que tenemos alternativas que comer, como escoger nuestros productos, lo que defendemos y cuáles son nuestros derechos, creo que viviríamos en un mundo mucho mejor. Pensar en todo lo que sabemos ahora que nuestros padres no sabían cuando crecieron. Puede que si hubiesen sabido que las elecciones que habían escogido afectaban a nuestra salud, nuestro medioambiente, nuestros derechos y nuestro planeta hubieran elegido mejor. Bien, esta es la conciencia que quiero difundir. Tenemos que levantarnos y decir que queremos un cambio y el mejor lugar para hacerlo es con nuestros legisladores pero tiene que empezar en nuestros colegios y en nuestras casas y enseñando a otros. Así que creo que lo que estoy diciendo es para mí Lobby for Animals, es más que una página web, es un medio para educar a la gente para defender lo que ellos creen y darles las herramientas y el conocimiento para llevarlo a cabo independientemente del tema.

 

Muchos activistas veganos son críticos en cuanto a enfoques legislativos, como la California’s Proposition 2 o la ley de United Egge Prducer que establecería condiciones para gallinas ponedoras. Lobby for Animals está pidiendo a la gente que se implique a nivel legislativo. ¿Has encontrado oposición en el movimiento, y/o puedes explicar por  qué estás a favor de esta táctica?
 

Este tipo de leyes siempre son controvertidas. Hay toneladas de defensores de los animales que tienen distinta opinión sobre estos asuntos. Es difícil. La postura de Lobby for Animals sobre esto sería dirigir a la gente a ambos lados del argumento. No intentamos obligar a la gente a que ejerza presión en un lado u otro, sólo concienciar y dar a la gente las herramientas que apoyen sus opiniones sobre la legislación.
 

Yo también tengo sentimientos mezclados. Como no quiero seguir viendo a la gente comiendo animales, y como tampoco quiero verles en jaulas de ningún tipo, también soy consciente que esto no va a pasar de la noche a la mañana. Parte de mi siente que mejorar condiciones de vida no es la respuesta pero es un paso en la dirección correcta para que se introduzcan futuras leyes de derechos animales. Es un poco parecido al trabajo que hago con Fin Free Florida. No hay nada que quiera más que ver que se termine con la pesca de aletas de tiburone pero no va a suceder ya. Reducir la demanda de productos de aleta de tiburón, reduce la demanda para pescarlas, lo que a su vez ayudará en los esfuerzos de conservación, proteger a los tiburones y nuestro ecosistema que son todo pasos hacia la dirección correcta. Las leyes como esta no son una respuesta al gran problema pero pueden socavar el problema y preparar el camino para mejorar la legislación sobre los animales. Como he dicho es muy complicado y yo mismo estoy indeciso sobre mis propios sentimientos. De hecho, quiero leer la propuesta y luego tomar una decisión más educada. No he tenido la oportunidad de leer los argumentos en favor y en contra.

 

 

Lobby for Animals se opone fuertemente a la AETA. ¿Puedes hablar un poco sobre AETA y cuál crees que será el futuro de la ley?
 

La Animal Enterprise Terrorist Act   es otra pieza muy controvertida de la legislación y aterradora. Bajo la AETA cualquiera que elija oponerse a una empresa de explotación animal se enfrenta a la posibilidad de entrar en prisión. Su imprecisión es lo que más me asusta. Tiene el potencial de cubrir tantos escenarios diferentes y tantas personas diferentes. La ley criminaliza interferir o dañar una empresa de explotación animal y causar pérdidas personales o reales o causar a alguien un miedo razonable como amenazas, vandalismo, allanamiento o incendio. La ley también es aplicable a entidades o individuos afiliados con una empresa de explotación animal.
 

El problema que yo veo con la ley es que no define exactamente qué significa “interferir con, dañar o propiedad personal” ya que podría significar pérdida de beneficios o plusvalía. Las personas que se dediquen a una actividad lícita como protestar, repartir folletos o boicotear podrían ser criminalizadas y económicamente responsables de la acción de otras personas que participen en la misma protesta, repartida de folletos o acto aunque ocurra en tiempos diferentes. En otras palabras, si acudes a una protesta y más tarde alguien más acude y hace alguna estupidez que cause una “pérdida” como por ejemplo hacer una pintada en el edificio, podrías ser responsable tanto criminalmente como económicamente aunque no hayas participado en ninguna actividad ilegal o incluso no estuvieras presente durante la actividad. Esto es algo que nos asusta a los que ejercemos nuestro derecho de expresión. Cuando protestamos o repartimos folletos lo que estamos haciendo es ejercer nuestro derecho de expresión. Concienciar, por ejemplo a la entrada de un circo podría resultar como una pérdida económica para el circo si la gente que lee nuestros folletos decide que no quiere asistir. Estaríamos “interfiriendo” con una empresa de explotación animal, y cuanto más éxito tenga tu protesta más tiempo pasarás en la cárcel y más elevada será la multa que tendrás por la pérdida de beneficio. Su imprecisión asusta realmente.
 

Mi opinión personal en general  es que me incomoda cualquier cosa que tenga un efecto negativo sobre nuestros derechos establecidos en la Primera Enmienda. Es el mismo problema que tengo con todas las leyes Ag-Gag que criminalizan las investigaciones encubiertas en granjas industriales. La legislación así establece un mal precedente que no puede ser bueno para nadie que quiere mantener su libertad de derecho de expresión.
 

En cuanto al futuro de la AETA, espero que se revoque.

 

Has mencionado la pesca de aletas de tiburón, que es un asunto en el que estás muy implicado. Por favor, explica que está pasando para aquellos que no saben mucho acerca de ello.
 

Siempre me ha sorprendido la cantidad de gente que no sabe qué pasa con la pesca de aletas, pero de nuevo, si no se hacen las preguntas nunca escucharás las respuestas por lo que tampoco es tan sorprendente. Creo que la gente simplemente no sabe que preguntas hacer. Siempre he sido muy curioso sobre los por qués y los cómos y cómo es, así que hice muchas preguntas y entre mis padres, internet y libros siempre encontré las respuestas.
 

Bueno, perdón, vuelvo a la pregunta. Por todo el mundo hay decenas de millones de tiburones que mueren de forma lenta y tormentosa, muertes innecesarias año tras año debido a la industria de aletas de tiburón. Para quitar las aletas a los tiburones, se les captura y se les extrae en cantidades ridículas, se les trae a bordo y se les cortan las aletas. Después sus cuerpos sin aletas, todavía vivos y respirando son arrojados de nuevo al océano donde se les deja morir de hambre, ser comidos por otros peces o ahogarse hasta morir. Las aletas de tiburón son robadas principalmente en un número tan grande porque hay una creciente demanda de sopa de aleta de tiburón que es una delicatesen asiática, pero que se ha extendido a los EEUU. Este continuo ataque a los tiburones no es el sólo horrible para los propios tiburones sino el constante asesinato de varios tipos de tiburones está llevándoles rápidamente al borde de la extinción.
 

La pesca de aleta de tiburón es uno de los ejemplos más vergonzosos y crueles que muestra el ser humano hacia lo que siente no es más que un animal prescindible. La pesca de aleta de tiburón no es más que una forma de obtener beneficios sin tener en cuenta las vidas que se llevan o los efectos de estas acciones tienen en el ecosistema.
 

Mucha gente no se da cuenta de la importancia de los tiburones. Estamos hablando de un animal que lleva más de 400 millones de años y que juega un papel crucial en nuestro ecosistema. Si los tiburones se extinguieran mañana, el océano tal y como lo conocemos se destruiría completamente. Sin el depredador mayor de los océanos, la presa del tiburón, como los peces, focas, delfines, leones marinos,etc. se multiplicarían. Si la presa del tiburón se multiplicara destruiría la delicada cadena alimenticia. Los tiburones comen una gran cantidad de peces enfermos y débiles porque son fáciles de matar. Este tipo de alimentación mantiene la población más saludable. Otro factor a considerar es que los tiburones mantienen las poblaciones de peces de sus presas bajo control porque al igual que la extinción afecta el equilibrio del ecosistema también lo hace la sobrepoblación.
 

Los tiburones son lo que llamamos un depredador “clave”, lo que significa que están en lo alto de su cadena alimenticia y sin ellos la cadena alimenticia se colapsaría inevitablemente. De lo que la mayoría de la gente no se percata es que si se eliminara a los tiburones el impacto también lo sentirían los seres humanos ya que algunos de los principales peces que se pescan para la venta comercial no estarían disponibles. Muchas plantas acuáticas también sufrirían estrés con la eliminación de los tiburones y los increíbles arrecifes de coral del mundo se llenarían de algas ya que los atunes que limpian los arrecifes habrían desaparecido debido a la eliminación de los tiburones. Cuando un ladrillo cae todo lo que está cerca cae también.
 

Todos estamos conectados. Lo queramos o no creer, es verdad, y si no empezamos a actuar como estamos haciéndolo destruiremos la Tierra sin poderla reparar.
 

Actualmente soy el coordinador regional de Fin Free Florida, que es parte de Shark Angels. Estamos trabajando para conseguir prohibiciones en cada estado para la venta, distribución y comercio de aletas de tiburón y productos de aleta de tiburón. Tenemos divisiones por todo el mundo y conseguimos nuevos miembros de forma regular a medida que cada vez más gente se conciencia. . Ahora mismo existe una prohibición de pesca de aleta de tiburón en aguas de EEUU pero esto no frena la pesca de aletas en el extranjero. La única forma de detener la actividad es prohibir la venta y distribución de los productos aquí en EEUU. Si podemos reducir la demanda estado por estado, finalmente podremos conseguir una prohibición nacional lo que eliminaría la demanda, reduciría el suministro, eliminaría el factor de pago de las manos del cazador furtivo. Si nadie quiere comprar aletas  o productos de aletas no habrá necesidad de matar tiburones en grandes y horribles cantidades como están siendo masacrados diariamente ahora.

 

Recientemente recibiste una subvención de The Pollination Project para continuar tu trabajo y el fundador Ari Nessel dijo “Si un pre-adolescente de Florida puede tenerlo tan claro, este poder e inquebrantables esfuerzos para cambiar el mundo, entonces quizá hay esperanza para nosotros después de todo”. Ahora hay periódicos y páginas web que escriben historias sobre ti e incluso una estrella de rock que twuitea sobre ti. ¿Cómo sienta tener toda esta atención?
 

Me siento muy feliz y es un honor tener esta oportunidad. Me siento muy honrado de trabajar con un grupo increíble de personas que he conocido durante mi defensa por los animales. PETA, Fin Free, Shark Angels y ahora The Pollination Project han supuesto un sistema de apoyo tremendo para mi. Algunas de estas personas como los de PETA que han estado junto a mí desde que comencé cuando era muy joven. Michelle Cehn y whitney Calk de PETA me han apoyado y me han dado confianza para seguir mis convicciones y nunca me han hecho sentir como un niño. Tracy y Kevin de Fin Free creyeron en mí suficientemente como para encargarme mi propia división de Fin Free en Florida y Gretchem de Shark Angels creyó tanto en mí como para fundar mi propia división de la forma que yo quisiera.  Jessica Astrof, mi mentora mediante toda esta formación sobre como ejercer presión ha supuesto un gran instrumento ayudándome a hacer mis sueños realidad e invirtiendo una gran cantidad de su tiempo en mí. Ella me ha enseñado tanto sobre leyes y cómo funcionan las cosas y estoy tan agradecido por sus enseñanzas y su fe en mí. Ahora, mediante esta subvención he conocido un nuevo grupo de personas que se han convertido en parte de mi círculo de amigos. 

 

Las cosas que el Sr. Nessel escribió sobre mí fueron tan sinceras que se me hizo un nudo en la garganta. Todas las personas que han obtenido subvenciones de ellos son una inspiración tremenda para mí, es una gran comunidad a la que pertenecer. Por supuesto que no puedo olvidar al publicista increíble que me fue asignado por el Pollination Project para promocionarme a mí y mi página web, que ha empleado tanto tiempo y esfuerzo en ayudarme. 
 

En cuanto a la prensa, por supuesto que resulta increíble. Pensar que una estrella de rock sepa quién soy es alucinante para mí pero lo más importante que viene de toda esta prensa es el hecho de que hay posiblemente más gente ahí fuera que puede leer sobre mí y mi organización y que quiere comprobar y aprender sobre la cosas en las que estamos implicados. La gente que puede que pensara  que no había nada que hacer ahora pueden comprobar que si yo puedo hacerlo, ellos también pueden. Esto no quiere decir que mi compromiso y mi pasión no sean parte de ello, lo son, pero si la gente sabe cómo ayudar se sentirán con más poder y puede que consigan el mismo compromiso y pasión sabiendo que pueden hacer la diferencia.

 

¿Cómo se puede unir la gente a Lobby for Animals y contactar contigo?
 

Todo el mundo es bienvenido a visitar la web o escribirme un email sobre cualquier cuestión o sugerencia que puedan tener. Esto se aplica a cualquiera de mis webs. Mi dirección de email es: thomasponce@lobbyforanimals.org y me encantaría escuchar a cualquiera que me quiera escribir. Finalmente me gustaría saber como hacer un boletín un blog y una lista de correos sería otra forma de estar al tanto de las noticas de Lobby for Animals. Todavía no he averiguado como hacerlo pero estoy trabajando en ello.

También estoy en Facebook con el nombre de: www.facebook.com/thomas.ponce.77 y en Lobby For Animals www.facebook.com/Lobby.For.Animals y Fin Free Florida  www.facebook.com/pages/Fin-Free-Florida/576309185713986


Fuentes: