Los «Lunes sin carne» traen de todo para ti

Desde el 2003 una campaña a nivel mundial promueve que solo por un día a la semana no comamos carne.

¡¿Qué?! y ¡¿Para qué?!, podrías estarte preguntando, además de querer saber qué obtendrías a cambio de renunciar a la carne una vez por semana.

Te contamos, y estamos seguros de que te sorprenderás:

Desde el 2009 el legendario músico británico Paul McCartney convirtió esta campaña en un movimiento mundial. Su objetivo es frenar el cambio climático, mejorar la salud y reducir el sufrimiento de los animales.

 

Noticia relacionada: Así combates el maltrato animal cuando reduces o sustituye el consumo de carne

 

Sí, aunque te parezca increíble, algo tan común y corriente como comer carne, y que por eso suele cuestionarse muy poco, tiene graves consecuencias en todos los ámbitos que puedas imaginar.

 

«La ganadería industrial ha institucionalizado la falsa idea de que necesitamos comer carne todos los días y para eso mata a 68.000 millones de animales al año».

 

Los animales de granja son los más maltratados y, a la vez, los más desprotegidos del mundo. La industria se ha encargado de ocultar tan exitosamente la crueldad que tiene lugar tras sus muros que no solemos pensar en esto.

 

La ganadería industrial ha institucionalizado la falsa idea de que necesitamos comer carne todos los días y para eso mata a 68.000 millones de animales al año.

Estos 68.000 millones de animales que dentro de las granjas y mataderos son víctimas del peor maltrato animal conocido en la historia equivalen a la población humana de ¡9 planetas Tierra! ¿Increíble, no?

Además de esto, también es la industria más destructiva del planeta. Es responsable del 51% de las emisiones de gases de efecto invernadero [1], o sea que contamina más que todo la industria del transporte mundial junta.  

 

La industria cárnica y láctea son también responsables del mayor derroche de recursos. Consumen entre el 20 y 30% del toda el agua potable del mundo y ocupan el 45% de la tierra habitable del planeta.

Entonces, ya sabes que comer carne tiene un profundo impacto negativo en los animales y el planeta, pero ¿cómo influye en tu salud? Lo que sigues no es menos desalentador.

La Organización Mundial de la Salud reveló en un informe basado en 800 estudios científicos que las carnes procesadas provocan cáncer y han sido ubicadas por eso en el nivel 1 de riesgo, el mismo que ocupan el tabaco, el alcohol, el arsénico y el asbestos.

Las carnes rojas (vaca, cerdo, ternera y cordero) fueron ubicadas apenas un nivel por debajo, en el nivel 2A. En este mismo nivel se incluye el glifosato, un pesticida.

Además de que entre el 90 y el 97% de las enfermedades del corazón pueden ser prevenidas con una dieta vegetariana, también las personas que reemplazan la carne tienen menor incidencia de diabetes tipo 2 y obesidad.

 

Ante todas estas contundentes razones la idea de dejar la carne a un lado solo por un día a la semana no representa un gran sacrificio.

Estarás permitiendo que menos animales sufran y mueran, ganarás muchísimo en salud y contribuirás a proteger el planeta.

Las alternativas a la carne son cada vez más donde quiera que vayas y muchos restaurantes de México y España las ofrecen.

Y en supermercados ya puedes encontrar muchos deliciosos productos alternativos a la carne. Aquí puedes ver algunas de las opciones ya disponibles en México y España.

 

Existen muchas recetas deliciosas y fáciles de hacer que no llevan carne. Visita los websites de los chef de Mis Recetas Vegetarianas, Begin Vegan Begun, Danza de Fogones, What Lena Likes y Delantal de Alces.

 

[1] https://www.worldwatch.org/files/pdf/Livestock%20and%20Climate%20Change.pdf